domingo, 5 de febrero de 2017

Brady disputará el séptimo Super Bowl

Anuncios
En su temporada de redención, Tom Brady ha logrado un nuevo viaje al Super Bowl. Tras iniciar la campaña suspendido 4 encuentros por el escándalo de los balones desinflados hace dos años, el quarterback condujo a los Patriots cara una victoria concluyente por treinta y seis-diecisiete sobre los Steelers de Pittsburgh, a fin de que Nueva Inglaterra impusiese un récord, al avanzar por novena ocasión al gran partido.

Brady disputará el séptimo Super Bowl en su carrera. Lanzó para trescientos ochenta y cuatro yardas, la mejor cifra en Playoffs en la historia de la franquicia, incluidos 3 envíos de anotación, en lo que fue la sexta final sucesiva de la Liga Americana disputada por Nueva Inglaterra.

Desde la reaparición de Brady en la Semana cinco, la única derrota de los Patriots se dio en casa ante Seattle, y el pasador de treinta y nueve años, tuvo una de sus mejores campañas en una carrera que acabará en el Salón de la Fama. Lo dejó en claro en un encuentro con un tiempo afín al del juego por el torneo de Conferencia de dos mil catorce que trajo consigo la investigación de los balones desinflados, mas ahora, Brady desinfló en modo defensivo secundaria de Pittsburgh.

Chris Hogan fue su arma primordial. El ya antes poco conocido receptor halló espacios por todo el campo contra una secundaria que dejaba pasar todo. Hogan atrapó 9 pases para ciento ochenta yardas y 2 anotaciones. Para Bill Bellichick, entrenador de los Patriots, la séptima aparición en un superdomingo representa un récord para cualquier adiestrador.
Load disqus comments

0 comentarios